Home

LimboLara Croft y el Guardián de la LuzCastlevania: Harmony of Despair,Hydro Thunder Hurricane… entre semejantes pesos pesados de la fiebre descargable veraniega (que dicho sea de paso han acabado con la tradicional sequía de lanzamientos que solíamos padecer otrora por estas fechas) es normal que Monday Night Combatpase desapercibido en el Summer of Arcade.

Desarrollado por Uber Entertainment, este combate nocturno ofrece una mezcolanza de géneros pionera, algo que valoro mucho como videojugador. En mis sueños más febriles he visto puzzles a lo rpg e incluso juegos musicales de plataformas que finalmente y contra todo pronóstico han terminado viendo la luz (y formando parte de mi colección). Monday Night Combat es uno de esos títulos que toma lo mejor de losshooters en tercera persona y lo combina con las bases de un género en auge como es el de los Tower Defense.

Team Fortress 2 se encuentra con Plants vs Zombies gracias al Unreal Engine 3, que dijo hace unos díasCliffy B. en su cuenta de Twitter. La lástima es que con dicha apreciación ya prácticamente os hemos contado todo a cuanto aspira un juego que se nos vende por unos excesivos 1200 Microsoft Points.

Debe quedar claro que nos encontramos ante un título enfocado claramente al multijugador, especialmente a sus modalidades online. Jugarlo sólo es una experiencia de la que nos cansaremos a las pocas horas pues no son muchas las opciones o recompensas que nos incentiven a seguir sacándole el jugo a un título queprácticamente nos lo ofrece todo desde el principio.

Nada más comenzar a jugar accederemos irremediablemente a un completo tutorial (de lo más intuitivo) del que saldremos completamente preparados para combatir. Un campo de batalla, un objeto esférico central que proteger de las ordas de enemigos que intentarán destruirlo a toda costa y numerosas torretas de por medio que ir activando y mejorando en base al dinero que dejará tras de si cada robótica amenaza.

Como en cualquier Tower Defense se sucederán breves momentos de calma entre ataques para recomponer filas y reponer fuerzas, momento a partir del cual nos pondremos nuevamente a disparar como locos, tirar bombas o embestir a los enemigos entre las muchas habilidades disponibles (en tríos de botones) para cada una de las cinco clases de personajes seleccionables a comienzo de partida: Tanque, Apoyo, Asesina, Artillero y Francotirador.

El juego incorpora también elementos propios del rpg al permitirnos mejorar las habilidades de nuestro personaje así como crear nuestra propia clase combinando elementos de las demás y personalizándola al gusto previo pago. Ni que decir tiene que la clave del éxito en las partidas multijugador reside en la correcta formación del grupo de tal manera que haya un equilibrio habilidad/clase entre todos sus integrantes.

Por modalidades de juego nos encontramos la típica individual y otra multijugador en el que seleccionar el número de hordas a las que hacer frente: desde 10 hasta una cuantía ilimitada que dependerá de nuestra resistencia. También podremos enfrentarnos por equipos (6 contra 6) luchando por destruir la esfera rival y siendo nosotros los que guiamos a nuestra horda particular de máquinas contra nuestros adversarios.

MNC no nos ofrece pues muchas opciones: partidas rápidas en cooperativo con otros seis usuarios, frente a la máquina u otro grupo similar al nuestro. La experiencia depende pues de con quién juguemos. Hacerlo solos, como decíamos, acaba aburriéndonos o abrumándonos por la a menudo excesiva dificultad.

Gráficamente el título es muy sólido. El Unreal Engine 3 le sienta como un guante y pese a éste nos encontramos con un arcade de mucha personalidad. La estética viene a imitar la de películas comoRollerball, con una especie de estadios por escenarios cuya ambientación es digna de mención, especialmente las locuciones que, aunque en inglés, cumplen divinamente su cometido.

El problema reside en la carencia de una historia, una mínima trama o sistema que nos recompense en nuestras incursiones en solitario o incluso en las multijugador. Así, el juego descansa demasiado en su mecánica pura y dura por lo que es un título pensado para echar una partida de vez en cuando en compañía.

Tan bueno nos resultará el juego como amantes seamos de la interacción online, de lo contrario Monday Night Combat se queda en un juego caro, con pocas opciones, de los que juegas una vez y sientes que ya no te queda nada por ver. En cualquier caso su primeriza fórmula funciona, divierte según la circunstancia y a un menor coste sería un título aún más recomendable si cabe.

6/10

Publicado en Ecetia.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s